24.7 C
New York
sábado, junio 15, 2024
spot_img

Arrestan a jugador de NFL por drogas

spot_img
spot_img
spot_img

El tackle ofensivo de la NFL Greg Robinson permaneció en una cárcel del oeste de Texas sin fianza ayer después de que agentes federales dijeron que encontraron 157 libras (71.21 kilogramos) de marihuana en un vehículo alquilado en el que él y otras dos personas viajaban.

 Robinson y Jaquan Tyreke Bray estaban en el Centro de Detención del condado de El Paso después de que las autoridades federales los acusaron de conspiración para poseer marihuana con la intención de distribuirla. Ambos fueron retenidos sin fianza en espera de una comparecencia inicial ante un juez de primera instancia estadounidense.

Si son declarados culpables, ambos podrían ser condenados a hasta 20 años en una prisión federal. No estaba claro en la cárcel y en los registros de la corte federal si tenían abogados.

Según una denuncia penal presentada el miércoles por la Administración de Control de Drogas, Robinson, Bray y una tercera persona no identificada conducían desde Los Ángeles a Louisiana en un vehículo deportivo alquilado en la Interestatal 10 a través de una sección remota del oeste de Texas. Cuando pasaron junto a un agente de la Patrulla Fronteriza con un perro rastreador de drogas, el perro detectó el olor a marihuana. El agente llamó por radio al puesto de control de la patrulla cerca de Sierra Blanca, Texas, al sureste de El Paso.

Allí, la patrulla se detuvo e inspeccionó el vehículo, encontrando varias bolsas de lona grandes que contenían bolsas negras selladas al vacío que contenían lo que resultó positivo como marihuana, según la denuncia. También se encontraron frascos de vidrio y equipos de empaque, junto con 3,100 dólares en efectivo.

Los agentes dijeron que el pasajero no identificado era un conductor de Uber que también manejaba y hacía mandados para Robinson y su familia y amigos. El pasajero mostró a los agentes mensajes de texto en el teléfono celular que mostraban que Robinson había ofrecido pagar al pasajero para reclamar la propiedad de la marihuana, según la denuncia. Los textos mostraban que el pasajero, que es un inmigrante residente legal pero no ciudadano estadounidense, se negó y no habría hecho el viaje si hubiera estado al tanto de las drogas en el vehículo. La persona no fue acusada.

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img